Rocío- Qué bonito (Audiciones a ciegas)


Rocío tiene 8 años, viene de Chillón (Ciudad Real) y aprendió a cantar casi antes que a hablar, porque ya de pequeñita cantaba aunque no se la entendía nada. “Yo me di cuenta de que yo canto bien cuando un día canté Camino de India Martínez y dije ‘¡Anda, pues me sale muy bien!'”, cuenta la niña. Además también quiere ser coach o jurado de concursos y lo demuestra dándole al botón Es muy segura de si misma y se considera “guapa, inteligente y muy bien vestida”. La concursante lleva una graciosa diadema con orejas de gato porque dice que le dan suerte y la lleva a todas partes.

La canción escogida por Rocío no es otra que ¡Qué bonito!, de nuestra coach Rosario Flores. No es la primera concursante que escoge ese tema para las Audiciones a ciegas en esta edición, ya que Laura, ahora en el equipo de Rosario, también lo hizo.  Al reconocerla, los jueces se enternecían y más al comprobar por su timbre que era una niña pequeña. La cantante madrileña incluso se llegó a confundir por sus cambios de voz pensando que eran de dos pequeños. Como era de esperar, acabó pulsando el botón pero Antonio nos sorprendió a todos y también lo hizo.

Al terminar el tema no se sabía quién estaba más emocionado, si la concursante o Rosario. Orozco viendo que tenía las de perder, empezó a fingir y a imitar a Rosario con sus expresiones, provocando las risas de la pequeña y hasta de la propia coach.
Flores le quiso dar las gracias por haber cantado su canción, “cuando me he dado la vuelta no me lo creía porque no se puede ser más bonita que tú, vente conmigo”, la rogaba
Antonio seguía intentándolo y la intenta sobornar diciéndola “Ella te va a dar un montón de arte, yo un montón de caramelos, helados, juguetes…” Pero ni con esas lo logró, ya que Rocío decidió irse con Rosario. “Si es que te tenías que venir conmigo, si hasta me has traído las orejas de gato”, decía su nueva coach por su canción Mi gato.

Comentar

A %d blogueros les gusta esto: